¡Chicos, cerrad los libros! Nos vamos de visita…

Llega el día de irse de excursión y todos los alumnos están impacientes. ¡Hoy van a salir del aula a conocer el mundo bajo la perspectiva de la ciencia! Aunque sólo sea por romper con la monotonía del día a día en el instituto, sus mentes están vibrantes, las neuronas palpitan y sus engranajes de aprendizaje están más engrasados que nunca… ¡No hay que dejar pasar la oportunidad de que aprendan todo lo posible! Pero para conseguirlo, antes es necesario aprender cómo hay que organizar correctamente una excursión.

caminante-lindo-raton-mochila_253952-360

Es indiscutible. Las excursiones son un elemento motivador, casi por encima de cualquier otro. Y además, son una oportunidad única de potenciar la creatividad y el aprendizaje significativo. Aunque normalmente lo relacionamos con el profesor moderno y “enrollado”, la verdad es que ya en el siglo XIX la Institución Libre de Enseñanza llevaba a sus alumnos de excursión. ¡Y muchísimo más de lo que se hace actualmente!

[hr]

 

¡Transformad esas aulas! Enseñad a vivir, no sólo a pensar…

Francisco Giner de los Ríos

Así que es tarea obligatorio, los alumnos tienen que salir del aula y ver la física y la química en el mundo.

¿CÓMO SE PLANTEA UNA EXCURSIÓN?

Preparar una excursión requiere tiempo y dedicación. La actividad no empieza y termina en el día y la hora de la propia excursión. Hace falta un trabajo previo, por parte del profesor y de los alumnos, un trabajo durante la visita, y un trabajo posterior de reflexión y consolidación de lo aprendido. En la clase de hoy hemos visto una guía muy útil de EDUTEKA que nos da unas posibles instrucciones a seguir como profesores. Las instrucciones podrían resumirse de la siguiente manera:

1. Planificar

El profesor: Pensar un destino que motive a los alumnos, explorar la disponibilidad de destinos y los recursos que cada destino ofrece, visitar el museo con anterioridad, establecer costes, buscar profesores que quieran ir con los alumnos…

Los alumnos: Prepararles para la visita, explicarles cómo va a ser, motivarles con los contenidos que se quieren tratar en ella, explicarles los objetivos, las actividades que deben hacer durante y después de la visita…

2. Cita

Concretar el día de la cita, las características de la exposición, el número de alumnos que ellos recomiendan, y posteriormente avisar del número de alumnos que acuden, confirmar la cita con anterioridad…

3. Comportamiento

Hay que asegurarse de que los alumnos conocen las normas de conducta durante la excursión.

4. Taller posterior a la visita

Consiste en trabajar después de la visita los contenidos de la misma. Tiene que ser una tarea sencilla con la que los alumnos no se vean desbordados, y les impida disfrutar de la visita. Una buena sugerencia es tres o cuatro preguntas o actividades que tengan como finalidad principal conseguir que estén atentos.

[hr]

PROPUESTA DE UNA EXCURSIÓN

CapturUna propuesta de excursión que podría ser muy interesante son los “monólogos científicos”. Un grupo de científicos llamados Big Van Ciencia organizan una serie de actividades lúdicas con los alumnos. Son muy variadas, y no sólo cuentan con actividades expositivas, sino que además les ofrecen a los alumnos la posibilidad de convertirse ellos mismos en divulgadores científicos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: